Archivo de la etiqueta: luces

¿Es recomendable tener la luz interior del coche encendida mientras conduces?

En esta entrada hablaremos de las consecuencias de llevar la luz interior del coche encendida mientras conduces.

A medida que transcurren los años, la cantidad de elementos luminosos dentro del habitáculo va en aumento y con ello, disminuye nuestra capacidad para percibir lo que ocurre fuera del coche.

Antiguamente, los coches contaban con una iluminación simple en el tablero de mandos y algunos, como mucho en el techo. Poco a poco, los botones retroiluminados, las luces de lectura de mapas, parasoles con luz de cortesía, pantallas de climatización, pantallas de radio/CD/MP3, móviles y navegadores convierten el interior en un árbol de navidad.

Imagen

El problema surge cuando llevamos todos los dispositivos conectados circulando por la noche. Toda esa luz emitida, a una distancia tan cercana, provoca la contracción de nuestras pupilas, evitando que podamos ver correctamente precisamente cuando es más necesaria.

Conducción nocturna

¿Cómo evitarlo? La verdad es que es bastante sencillo. Ahora mismo, prácticamente todos los coches disponen de un botón giratorio o pulsante para disminuir la intensidad del cuadro de mandos. Probadlo a hacer en una carretera completamente oscura y veréis como mejora vuestra percepción visual. No veréis como los gatos, pero casi.

Imagen

Llevar el navegador conectado en recorridos habituales también es una tontería que sólo nos pone en peligro. Mejor llevarlo apagado y si lo necesitamos, hacerse con uno que disponga de modo nocturno, en el que los colores son mucho más oscuros y apenas molestan.

Y si además, podemos apagar alguna de las pantallas de climatización o radio, mucho mejor todavía. Por supuesto, es un error circular con las luces del techo encendidas, y si nuestro acompañante necesita ver algo, que utilice la luz de lectura de mapas, ya que está pensado para no molestar al conductor.

Fuente : http://www.circulaseguro.com/

Importante: como tener los faros bien alineados

Imagen

Antes de emprender un viaje largo o simplemente si nuestros trayectos diarios nos obligan a desplazarnos en el coche por la noche, o en condiciones climatológicas adversas, es muy importante tener en cuenta cómo alinear los faros del coche.
Debemos saber que la iluminación de nuestro vehículo no sólo nos afecta a nosotros en el sentido de que los faros nos facilitan la visibilidad, sino que es muy importante para los coches que se cruzan con nosotros o que circulan justo delante. Así, la alineación de los faros debe ser la correcta para no deslumbrar a otros conductores. En unComo.com te explicamos los pasos para una alineación correcta de los faros del coche.

Instrucciones

  1. Antes de comenzar debes tener en cuenta si vas a circular con tu coche con el maletero cargado o no, ya que la alineación de los faros variará. La alineación deberá hacerse con el maletero ya preparado.
  2. Para hacer la alineación de los faros, debemos aparcar el coche en una zona llana y con un muro, que nos servirá de escenario de prueba, a unos 30 ó 40 centímetros de distancia.
  3. Una vez preparados, encendemos las luces largas y marcamos en el muro la zona de mayor iluminación. Entonces, procedemos de la misma manera con las luces cortas. No debemos olvidar identificar la marca de las largas para diferenciarla de la de las cortas y evitar así confusiones.
  4. Ahora, alejamos el coche unos seis metros del muro para continuar con la alineación de los faros. Volvemos a encender las luces largas y las cortas y marcamos en el muro la zona de mayor iluminación en cada una de ellas.
  5. Llegado este punto, es cuando tenemos que valorar la situación de las marcas para ver si la alineación de los faros de nuestro coche es la correcta. Para ello, tanto para las luces cortas como para las largas, debemos comprobar en el muro que las marcas correspondientes a cuando el coche estaba más alejado estén, aproximadamente, un 10% más abajo que las otras.
  6. Si es así, perfecto, ya estamos preparados para nuestro viaje. En caso contrario, habrá que continuar con la alineación de los faros, en concreto, del que haya fallado.
  7. Los faros del coche tienen dos tornillos de regulación, uno de ellos sirve para controlar el movimiento de derecha a izquierda y, el otro, de arriba a abajo. Debemos mover estos tornillos hasta que la prueba dé los resultados que buscamos.
  8. En caso de que no consigamos la alineación de los faros del coche, lo más adecuado es acudir a nuestro taller de confianza.

Fuente: http://motor.uncomo.com/